El museo de la casa del canal

Ámsterdam es sus canales, y los canales son Ámsterdam. Qué sería de esta ciudad sin aquello que la hace icónica. Y como ciudad pequeña con gran cantidad de museos, es solamente esperable que Ámsterdam tenga un museo dedicado a sus canales: La casa del canal.

Esta visita es esencial para todo aquél que busque volver a casa con una idea completa de el pasado, el presente y el futuro de esta ciudad. Es que su exhibición explica la situación de Ámsterdam antes de la construcción, en el siglo XVII, de los anillos de canales que hoy conforman la geografía de la capital neerlandesa, y que le valen el título de “la Venecia del norte”.

El museo se encarga de exponer, de manera interactiva, la construcción de los tres canales principales, así como de la decena de canales menores y los pormenores de este emprendimiento, ya que el terreno fangoso no hizo más que dificultar las cosas para los amsterdammers. Esta maravilla de arquitectura e ingeniería es hoy en día reconocida como Patrimonio Cultural de la Unesco, y se mantiene hoy en día casi de la misma manera en que fue construido.

Miniaturas, muñecos, modelos tridimensionales, vídeos y mapas interactivos guían al visitante a través de las distintas etapas de la ciudad, en una visita a través de La casa del canal que no le llevará más de una hora.

El edificio

La casa del canal claramente toma su nombre por su ubicación frente al canal Herengracht. Un espléndido edificio patricio del siglo XVII alberga este museo que no solo habla de la historia de la infraestructura general de la ciudad, sino que nos da un vistazo de cómo vivían aquellas personas que vieron surgir el entramado acuático de Ámsterdam.

Sus 16 metros de ancho de fachada nos cuentan de la extravagancia de sus propietarios, en comparación con las típicas casas angostas y altas que hacían (y hacen) a la ciudad. Teniendo en cuenta que en aquella época los impuestos inmobiliarios se calculaban según el ancho de las fachadas de las casas, nos podemos hacer la idea de la posición que ocupaba el mercader Karel Gerards, quien vivió del año 1607 al 1678.

El arquitecto Phillips Vingboons fue el encargado de su diseño y construcción, la cual finalizó en el año 1667. Desde entonces, el edificio ha pasado por varias manos, desde banqueros hasta hombres de negocios, quienes se encargaron que los interiores de la casa no desentonaran con las expectativas que creaba su exterior.

El museo

La instalación del museo en La casa del canal fue la iniciativa de un hombre que decidió comprar la residencia en 2009 y transformarla en un museo dedicado al paisaje icónico de la ciudad. Hoy en día el museo es gestionado por una fundación.

 UBICACIÓN

Het Grachtenhuis, Canal House Museum

Herengracht 386, 1016 CJ, Amsterdam.

HORARIO

Martes a domingo de 10:00 a 17:00.

Cerrado el 1 de enero, 27 de abril (Día del Rey) y 25 de diciembre (Navidad).

PRECIO

  • Adultos: €12
  • Jóvenes (6 - 17): €6
  • Hasta 5 años: gratis

Audioguía en inglés u holandés (aprox. 40 minutos) gratis.

 COMO LLEGAR

  • Caminando: El museo se encuentra a 15 minutos a pie de la plaza Dam y a 5 minutos a pie del Beguinario, cerca de Koningsplein.
  • En transporte público: líneas de tranvía 1, 2, 5 (parada Koningsplein).