Museo de la Historia Judía

Una de las comunidades que marcaron la historia de Ámsterdam fue la comunidad judía. La ciudad se ha encargado de recuperar y conservar todo aquello que mantenga viva la historia de estas personas que encontraron en Ámsterdam un lugar de tranquilidad y libertad religiosa. El Museo de Historia Judía es uno de esos lugares destinados a transmitir la herencia de los judíos de Ámsterdam.

Este museo es el único en los Países Bajos destinado 100% a la historia, religión y culturas judías. Localizado en un grupo de cuatro sinagogas históricas en el corazón del barrio judío de Ámsterdam, este ambiente no hace sino transportarnos a la era dorada neerlandesa, cuando la comunidad de judíos sefardíes y ashkenazi vio una de sus mejores épocas gracias a la bonanza comercial impulsada por los la era de las salidas de exploración a otras tierras.

Sus exhibiciones

El Museo de Historia Judía de Ámsterdam no solo se centra en la historia de la comunidad judía, sino que también pone foco en el rol de la religión y la tradición, así como en los vínculos con Israel y la influencia en la cultura neerlandesa. Claro que también encontraremos material sobre la persecución de los judíos durante la Segunda Guerra Mundial y sobre los eventos más importantes que marcaron a este pueblo, pero también encontraremos historias personales y devenires no tan conocidos con el fin de comprender el día a día de estas personas.

Todo esto lo encontraremos en la completa exposición permanente, pero no menos importantes o llamativas son las exposiciones temporales que allí podremos encontrar. Estas tienden a ser muestras relacionadas con el judaísmo, aunque los formatos varían constantemente. Andy Warhol, Jozef Israëls y Marc Chagall son algunos de los nombres más reconocidos que han pasado por los exhibidores del Museo de Historia Judía de Ámsterdam.

Para los que viajan con pequeños, el complejo también alberga el Museo de los Niños. Pero no se dejen engañar por su nombre, ya que las exhibiciones interactivas están orientadas tanto a los más pequeños como a los más grandes, y buscan introducirnos a los distintos aspectos de la cultura judía a través de actividades.

Centro de deportación de judíos durante la Segunda Guerra Mundial, el Hollandsche Schouwburg, anteriormente un teatro, se encuentra también en las inmediaciones del museo. Hoy en día es conservado como un monumento a los caídos durante la guerra, y contiene exhibiciones para públicos de todas las edades.

En cifras, la colección del museo está comprendida por unos 11.000 objetos, obtenidos desde la fecha de fundación. Claro que no todos ellos están exhibidos, sino que solo una parte significativa de los objetos se encuentra en las exhibiciones permanentes: Religión, Historia de los Judíos en Países Bajos 1600-1900 e Historia de los Judíos en Países Bajos 1900 - Presente.

La colección también está integrada por el Centro de Recursos, que alberga unos 43.000 ejemplares que van desde libros, a folletos, documentos, fotografías o películas.

Una larga trayectoria

La fundación del Museo de Historia Judía de Ámsterdam fue establecida en 1930 con el fin de promover el arte y la cultura judeo-holandesa a la sociedad. Esto a través de exhibiciones de piezas de artistas judíos, o no judíos pero con temas judíos, así como a través de discusiones, ponencias y muchas otras actividades extracurriculares.

El museo como tal abrió sus puertas en 1932, aunque en aquel momento estaba ubicado en una de las plantas superiores del Museo Histórico de Ámsterdam, en la plaza Nieuwmarkt. La colección del museo creció, así como las exhibiciones, por lo cual luego tuvo que expandirse hacia De Waag, la balanza, hasta 1987. En ese momento el museo cambió nuevamente de localización, esta vez al complejo de sinagogas ashkenazi donde se encuentra hoy en día.

Las cuatro sinagogas son La Gran Sinagoga, la sinagoga Obbene Shul, la sinagoga Dritt Shul y la Nueva Sinagoga, las cuales, en la medida de lo posible, fueron restauradas a su antigua apariencia del siglo XVIII, aunque conectándolas con materiales modernos.

 UBICACIÓN

Nieuwe Amstelstraat 1, 1011 PL Amsterdam.

HORARIO

Abierto los siete días de la semana de 11 AM a 5 PM. La boletería cierra a las 4:30 y no se permitirán nuevos visitantes (con entradas compradas en otro lugar) después de las 4:45 PM.

PRECIO

  • Adultos: € 15
  • Jóvenes de 13-17 años, estudiantes: €7,50
  • Niños de 6-12 años: € 3,75

 COMO LLEGAR

  • Tranvías 9 y 14: parada Waterlooplein.
  • Metro 51, 53 y 54: parada Waterlooplein